Los castillos más bonitos de Escocia: Dunnottar Castle

Castillo Dunnottar Escocia

Escocia presume de tener más castillos por kilómetro cuadrado que en cualquier otra zona del Reino Unido, podemos dedicarnos a recorrer la ruta de los castillos escoeses y maravillarnos con muchos de ellos. Dunnottar Castle es uno de los castillos más bonitos y evocadores de Escocia, incluso a pesar de que está en ruinas.

¿Qué es lo que lo convierte en un castillo tan especial? Se trata de un castillo de aire romántico, evocador y de importancia histórica situado en un enclave excepcional, que nos traslada a épocas de leyenda, en un acantilado junto al mar.

De origen medieval, cuando era una fortaleza inexpugnable, esta construcción se alza sobre un precipicio rocoso en el borde del Mar del Norte, en la costa nordeste de Escocia. Nos situamos al norte de Edimburgo, cerca de la zona de Aberdeen, unos tres kilómetros al sur de Stonehaven.

Fue el hogar de los condes de Marischal, entonces una de las familias más poderosas de la tierra. Fue importante por su posición estratégica que controla las rutas de transporte marítimo hacia el norte de Escocia y también a que por hallarse situado sobre una terraza costera que controlaba la única ruta medieval costera hacia el sur a través de Portlethen Moss.

Con huéspedes tan importantes como el héroe cinematográfico William Wallace, María I de Escocia, el Marqués de Montrose y el futuro rey Carlos II, el castillo de Dunnottar destacó por una pequeña guarnición que se mantuvo firme contra la fuerza del ejército de Cromwell durante ocho meses, preservando del saqueo las joyas de la corona de Escocia, los "Honores de Escocia" (actualmente en el castillo de Edimburgo).

Castillo Dunnottar

Los edificios del castillo que han pervivido hasta la actualidad, que ocupan más de una hectárea del terreno, corresponden sobre todo a los siglos XIV y XV. Prácticamente rodeado por el mar en una pequeña península elevada, solo se conecta a tierra firme a través de una estrecha lengua de tierra y un sendero escarpado.

Y si algo nos fascina de este castillo es precisamente su enclave junto al acantilado y el mar, con una naturaleza salvaje que empieza a "comerse" las edificaciones que siguen en pie, en una magnífica fusión junto a las rocas del acantilado. Además, el lugar es hábitat de millares de aves marinas.

Como no podía ser de otro modo, el castillo también ha inspirado al cine y aquí se rodaron algunas escenas de la película Hamlet, con Mel Gibson y Glenn Close. También la película de dibujos animados de Disnay-Pixar "Brave", protagonizada por la princesa Mérida, se inspiró en esta locación para su película.

El castillo de Dunnottar está en manos privadas pero abierto al público, y constituye una de las atracciones turísticas con más afluencia en la zona. Se puede visitar en verano (de abril a septiembre) de las 9 a las 18 horas; en invierno desde las 10 hasta las 17 horas o media hora antes de la puesta del sol (lo que ocurra primero). La entrada para los adultos cuesta 7 libras (niños 3 libras).

Fotos | Angelo Antonelli y Kenny Seivwright en Flickr-CC
Más información | Visit Scotland
En Diario del viajero | Rincones (no tan) Frikis de Escocia: De Edimburgo a Aberdeen, 23 curiosidades y leyendas del castillo de Edimburgo, Castillos de Escocia (vídeo)

También te recomendamos

Tres bloggers españolas, tres estilos, tres looks que querrás copiar

23 curiosidades y leyendas del castillo de Edimburgo

¿Desvelado el misterio del monstruo del Lago Ness?

-
La noticia Los castillos más bonitos de Escocia: Dunnottar Castle fue publicada originalmente en Diario del Viajero por Eva Paris .

0 comentarios: