¿Usar nuestra piel como superficie táctil para controlar un smartwatch?

Skintrack Angry Birds

A pesar de que llevan algunos años entre nosotros, la popularidad de los smartwatches no ha tenido la respuesta apabullante que muchos esperaban, esto sobre todo por las limitantes que aún presenta, ya que se trata de un dispositivo que depende de nuestro smartphone, una pantalla adicional que nos evita tener que estar sacando el móvil con cada notificación, aunque ya existan algunos intentos por hacerlo más independiente.

Otro punto que no ha ayudado en la rápida adopción, es el tema de la pantalla y la limitante para interactuar con aplicaciones dentro de un espacio tan pequeño, algo con lo que se han topado los desarrolladores y que pocos han sabido solucionar. Pero ahora nos encontramos ante un interesante proyecto que busca solucionar esto, haciendo que nuestra piel sirva como una superficie táctil para ampliar las capacidades de nuestro smartwatch.

SkinTrack, una solución ante las pantallas pequeñas

Un grupo del departamento de 'Interfaces del Futuro' dentro de la Universidad Carnegie Mellon ha desarrollado tecnología que hace que nuestra piel se transforme en un controlador, que nos permitirá desplazarnos por las opciones y menús de la pantalla de un smartphone, pero sin necesidad de tocarla, ya que el reloj será capaz de reconocer los toques y desplazamientos que hagamos sobre nuestra piel.

El objetivo de este proyecto, es crear nuevas tecnologías de detección y de interfaz para hacer que las interacciones entre humanos y ordenadores sean más fluidas, intuitivas y de gran alcance. El sistema se basa en un anillo que emite señales de los movimientos del dedo, que se transmiten a una banda de detección conectada al reloj; cuando el dedo que lleva el anillo toca la piel donde esta la banda con el reloj, envía una señal de alta frecuencia a través del brazo y es la banda quien determina, gracias a unos electrodos, la posición del dedo y la acción que está realizando.

Skintrack

El sistema es capaz de detectar acciones como arrastrar, toques cortos o largos, desplazamientos hacia arriba o abajo, de igual forma hacia los lados, incluso existe la opción de usar partes de la piel como accesos directos, por ejemplo, podemos programar para que al tocar el codo se abra cierta aplicaciones o ejecute una acción determinada; también es capaz de reconocer gestos, que nos permitirán "dibujar" sobre nuestra piel para realizar dichas acciones.

Estamos apenas ante un proyecto sin planes de comercializarse a corto o medio plazo, además de que todavía presenta algunos fallos como una media de error de 7,6 milímetros, pero con una precisión de toques del 99%. Hay que destacar que compañías como Microsoft, NSF, Disney, Google y Qualcomm están patrocinando este proyecto, por lo que seguramente en un futuro no muy lejano veremos las primeras aplicaciones comerciales de esta tecnología.

Vía | Popular Science Más información | Carnegie Mellon University En Xataka | Con esta pantalla el próximo wearable podría estar en nuestra piel

También te recomendamos

¿Tiene alguna posibilidad Pebble luchando contra tiburones en el mundo smartwatch?

Con esta pantalla el próximo wearable podría estar en nuestra piel

¿Por qué el USB Type-C tampoco va a ser el cable definitivo?

-
La noticia ¿Usar nuestra piel como superficie táctil para controlar un smartwatch? fue publicada originalmente en Xataka por Raúl Álvarez .

0 comentarios: