El plan que elaboró Elon Musk para Tesla hace 10 años comienza a cumplirse

El plan que elaboró Elon Musk para Tesla hace 10 años comienza a cumplirse

El "plan maestro" de Elon Musk ha entrado ya en la fase dos.

"Como sabéis, el primer producto de Tesla Motors es un automóvil eléctrico deportivo de alto rendimiento denominado Tesla Roadster. Sin embargo, algunos lectores tal vez no son conscientes de que nuestro plan a largo plazo es ofrecer una amplia gama de modelos, incluyendo coches familiares a precios asequibles." Palabras de Elon Musk que, diez años más tarde, se hacen realidad con la presentación de su primer coche para todos los públicos: Tesla Model 3.

¿Por qué comenzar así? Porque el objetivo, más allá del beneficio económico, es ayudar al mundo a abandonar los combustibles fósiles, al adoptar una economía y sistema energético que se sirva del sol, energía que será la solución sostenible principal, según el fundador de Tesla Motors. Este es el plan para conseguirlo, tal y como relató Elon Musk en 2006:

  • Fabricar un coche deportivo.
  • Usar ese dinero para fabricar uno asequible.
  • Usar ese dinero para fabricar uno todavía más asequible.
  • Mientras vamos haciendo esto, proveeremos de alternativas energéticas con cero emisiones.
  • No decírselo a nadie.

Primera promesa cumplida: Tesla Roadster

El Tesla Roadster no fue sólo el primer coche de la compañía, también fue el primer automóvil fabricado en serie que empleaba baterías de iones de litio capaces de otorgar al automóvil una autonomía de más de 300 km. Y era, a todas luces, un deportivo. Aceleración de 0 a 100 km/h en menos de 4 segundos y que, según Tesla Motors, era el doble de eficiente que un Prius.

Tesla Roadster / Shutterstock

Tesla Roadster / Shutterstock

Puede parecer sorprendente que el primer automóvil, eléctrico además, desarrollado por esta compañía fuese un señor deportivo. Pero es por una razón obvia: que la tecnología no muestre compromisos es la única forma de que atraiga a los consumidores. Por eso se diseñó con el objetivo de batir a los Porsche y los Ferrari. Muchos argumentaron, incrédulos, el escaso o nulo beneficio de un deportivo en los niveles de gases de efecto invernadero emitidos. Y tienen razón, pero obvian, tal y como relata Elon Musk, su plan.

"Cada vez que alguien compra un Tesla Roadster está ayudando a desarrollar un coche familiar asequible en el futuro""Como casi cualquier tecnología, desarrollar automóviles completamente eléctricos suponen grandes costes hasta que puede ser optimizada. La estrategia de Tesla es entrar en el mercado de gama alta, donde los consumidores están dispuestos a pagar lo exclusivo para, entonces, bajar los precios lo más rápido que podamos con el objetivo de incrementar la demanda y el volumen de coches fabricados con cada modelo que presentemos.", dijo el prolífico empresario.

"Para seguir con el ritmo innovador de la compañía todo el flujo de caja operativo libre será invertido en Investigación y Desarrollo para reducir los costes y presentar al mercado los nuevos coches cuento antes. Cada vez que alguien compra un Tesla Roadster está ayudando a desarrollar un coche familiar asequible en el futuro."

Más tarde llegaría el Roadster Sport, los Model S y Model X y, finalmente, el Model 3: el primer coche eléctrico que muchos consumidores podrán ya pensar en comprar gracias a su precio y expansión de los Supercargadores.

silver_2

Todo parece ir acorde a lo planeado por Elon Musk hace 10 años, pese a los posibles problemas en producción que tendrá que afrontar una empresa acostumbrada a fabricar 15.000 coches, no 300.000. Hasta los ejecutivos de las marcas de automóviles de lujo alemanas como Audi indican que Tesla "lo ha hecho todo bien."

La cita es de Stefan Niemand, director de coches propulsados por batería eléctrica en Audi, remarcando que un coche de este tipo es difícil que llegue a la mente y corazón de los consumidores si este es más lento, con menos autonomía y más caro que la alternativa en gasolina.

Por eso cree que Tesla ha hecho lo correcto, que los consumidores están dispuestos a pagar el precio si el coche no sacrifica la conducción deportiva y el placer de poseer uno. Además advirtió:

Los que han conducido alguna vez un eléctrico no vuelven nunca al motor de combustión.

0 comentarios: